La importancia de la ciencia y la innovación para el futuro de los sistemas agroalimentarios

Noticia 30 09 21

Según la FAO, “el futuro de los sistemas agroalimentarios debe basarse en la ciencia y la innovación para lograr responder a los complejos desafíos que afronta la humanidad”. Así lo aseguró QU Dongyu, director general de la FAO.

El futuro de los sistemas agroalimentarios debe basarse en la ciencia y la innovación para poder responder a los complejos desafíos que afronta la humanidad, dijo hoy a los Miembros el Sr. QU Dongyu, Director General de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO).

“La transformación de los sistemas agroalimentarios exige cambios sistémicos innovadores”, afirmó el Sr. QU durante la apertura de la primera sesión de consulta con los Miembros de la FAO celebrada con miras a la elaboración de una nueva estrategia temática de la FAO para la ciencia y la innovación. “Necesitamos innovaciones en tecnologías, políticas, modelos operativos y mentalidades, innovaciones introducidas por las personas y para las personas”.

La estrategia de la FAO para la ciencia y la innovación será la segunda nueva estrategia temática de la organización, después de la Estrategia sobre el cambio climático, que también se encuentra en proceso de elaboración y sustituirá una versión anterior aprobada en 2017.

Esta nueva estrategia para la ciencia y la innovación llega en medio de desafíos mundiales complejos y sin precedentes. A pesar del aumento de la producción mundial de alimentos, en 2020 había hasta 161 millones de personas subnutridas más que en 2019. La función de la FAO como principal organismo de las Naciones Unidas en el sector agroalimentario consiste en ayudar a aprovechar los últimos avances en el panorama en constante evolución de la ciencia, la tecnología y la innovación con miras a desempeñar un papel clave en el diseño de nuevas soluciones.

El Sr. QU subrayó la función fundamental de la ciencia con objeto de proporcionar bases sólidas para el nuevo Marco estratégico general de la FAO para 2022-2031. Las 20 esferas programáticas prioritarias de la Organización establecidas en el Marco estratégico son impulsadas por cuatro “aceleradores”: tecnología, innovación, datos y complementos (gobernanza, capital humano e instituciones).

“La ciencia es la base de los cuatro aceleradores”, recalcó el Sr. QU. Desde que asumió el liderazgo de la FAO en 2019, el Sr. QU ha implementado varias iniciativas con el fin de reforzar la función de la ciencia y la innovación en la labor de la Organización:

Un nuevo puesto de Científico Jefe de la FAO, el primero en la historia de la organización, vela por la solidez, amplitud e independencia de sus enfoques científicos.

Una nueva oficina para la Innovación consolida y fortalece el espíritu innovador de la FAO.

Nuevas iniciativas históricas basadas en datos científicos, como la Iniciativa mano de la mano, que se sustenta en la importancia de los datos, y su plataforma geoespacial, que refuerza las intervenciones y la toma de decisiones relacionadas con el desarrollo sostenible fundamentadas en datos objetivos.

“El marco estratégico respaldará la agenda 2030 mediante la transformación hacia sistemas agroalimentarios más eficientes, inclusivos, resilientes y sostenibles, para lograr una mejor producción, una mejor nutrición, un mejor medio ambiente y una vida mejor (las cuatro mejoras) sin dejar a nadie atrás”, manifestó el sr. QU.

La estrategia temática para la ciencia y la innovación prevista refleja la visión de que debe hacerse más para superar la brecha digital. La iniciativa de las 1 000 aldeas digitales de la FAO se centra en convertir 1 000 aldeas de todo el mundo en centros digitales, con el objetivo de respaldar la transformación de los sistemas agroalimentarios.

Según dijo, el Sr. QU proponía la primera estrategia de la FAO para la ciencia y la innovación a fin de reunir estas iniciativas centradas en la ciencia en un marco coherente y facilitar la elaboración de nuevas iniciativas.

El objetivo es orientar a la FAO más firmemente hacia sistemas agroalimentarios más eficientes, inclusivos, resilientes y sostenibles mejorando el uso de la ciencia y la innovación, incluidos los conocimientos indígenas y locales.

El Sr. QU señaló que la consulta informal tenía como objetivo poner en marcha el proceso y solicitar observaciones de los Miembros. El plan se elaborará mediante una serie de consultas y revisiones en distintos niveles por conducto de los órganos rectores de la FAO antes de su presentación al Consejo, prevista en junio de 2022.

Fuente: http://www.fao.org/director-general/news/news-article/es/c/1440394/

ENVIAR UN COMENTARIO